Rodamientos aislados

Protección de los equipos contra las corrientes eléctricas parásitas

Para seguir la tendencia hacia la motorización eléctrica de las tracciones a las ruedas, los rodamientos deben operar bajo temperaturas elevadas, impactos y vibraciones y corrientes eléctricas parásitas. Los rodamientos híbridos SKF pueden hacerse cargo de ello.

Con las ventajas de los rodillos cerámicos

Los rodamientos híbridos SKF ofrecen a los fabricantes de equipos originales diversas ventajas asociadas con los elementos rodantes cerámicos. Las propiedades de aislamiento eléctrico eliminan prácticamente el riesgo de erosión eléctrica en las superficies de contacto rodantes, incluso con una lubricación insuficiente. La baja fricción y las bajas fuerzas centrífugas facilitan las capacidades para altas velocidades. En último término, los usuarios finales disfrutan de una mayor vida útil y unos menores costes de ciclo de vida.
SKF logo