Lubricantes compatibles con alimentos

La industria de alimentos y bebidas es un mercado exigente en el que es necesario mejorar la eficiencia de la producción, sin comprometer la seguridad y la limpieza.

Están aumentando los problemas de salud relacionados con el uso de lubricantes inadecuados en la fabricación de diversos productos alimenticios. En las instalaciones de producción de alimentos, es muy importante utilizar lubricantes compatibles con alimentos para evitar una posible contaminación del producto y los costos innecesarios relacionados con esta.

Seleccionar el lubricante compatible con alimentos adecuado para la aplicación puede aportar múltiples beneficios:

  • Mayor seguridad
  • Menores costos de mantenimiento
  • Mayor eficiencia del procesamiento
Los lubricantes compatibles con alimentos SKF cuentan con aprobación H1 de la NSF 1 y certificación Kosher 2 y Halal 3. Además, se basan en la norma ISO 21469, que ayuda a asegurar que se producen y entregan según los más altos requisitos higiénicos.
  1. NSF: Fundación Nacional de Sanidad de los EE. UU., H1: Contacto accidental con alimentos
  2. Kosher: Alimentos preparados de acuerdo con las leyes alimentarias judías
  3. Halal: Alimentos preparados de acuerdo con las leyes alimentarias islámicas
SKF logo