Protección de la superficie de contacto de la corrosión

La superficie de contacto del sello debe estar protegida de la corrosión hasta que la máquina esté en funcionamiento. Asegúrese de utilizar un antioxidante con una duración de un año, independientemente de que el eje esté expuesto o no.
El recubrimiento de protección debe ser soluble en el medio que se pretende retener, y no debe causar ninguna separación química ya que podría dañar el sello.
Se deben utilizar antioxidantes especiales cuando se pretenda realizar el transporte de las máquinas o su almacenamiento en condiciones desfavorables, o bien cuando se tenga previsto que estarán fuera de servicio durante periodos prolongados. Estos antioxidantes deben formar una película resistente, flexible y cerosa que se pueda eliminar con disolventes neutros que dejen un residuo aceitoso.
SKF logo