Rodamientos híbridos SKF

Mayor duración bajo condiciones extremas

Los rodamientos híbridos SKF utilizan bolas o rodillos fabricados en nitruro de silicio, un material cerámico con características únicas que lo convierten en una excelente elección para aplicaciones que requieren una alta velocidad, gran rigidez y propiedades de aislamiento eléctrico, entre otras.

Con un acabado superficial muy liso y baja conductividad, los rodamientos híbridos SKF reducen el consumo de lubricante y abren un amplio abanico de posibilidades para los rodamientos. Características:
  • Menor densidad - Las bolas de nitruro de silicio tienen una densidad de tan sólo el 40% respecto a las bolas de acero similares, permitiendo una mayor velocidad, menos peso, una inercia más baja, y arranques y paradas más rápidos.
  • Baja fricción - El bajo coeficiente de fricción del nitruro de silicio mejora la resistencia al desgaste, permitiendo que los rodamientos funcionen a menor temperatura, incluso en condiciones de lubricación escasa.
  • Módulo de elasticidad más alto - Las bolas cerámicas tienen un módulo de elasticidad un 50% más alto que el acero, para una mayor rigidez del rodamiento.
  • Baja conductividad - Las bolas cerámicas actúan como barrera contra el paso de la corriente eléctrica entre los aros interiores y exteriores, proporcionando así un sencillo método de aislamiento.
  • Menor coeficiente de dilatación térmica - Las bolas cerámicas presentan una dilatación térmica de tan sólo el 29% respecto a las bolas de acero similares, lo que permite una menor sensibilidad a los gradientes de temperatura para un control más preciso de la precarga.
SKF logo