Selección de una grasa adecuada

Performance and operating conditionsBearing type and arrangementBearing sizeLubricationOperating temperature and speedBearing specificationBearing executionSealing, mounting and dismounting

Selección de una grasa SKF adecuada

La gama de grasas SKF para rodamientos ofrece la elección adecuada para la mayoría de aplicaciones. Estas grasas se han desarrollado conforme a los conocimientos más recientes sobre lubricación de los rodamientos. SKF supervisa de forma continua la calidad de sus grasas antes de su uso o venta.
Uso de LubeSelect y las reglas de selección
SKF LubeSelect es una herramienta en línea que enumera las grasas SKF que cumplen las exigencias de sus condiciones de funcionamiento específicas. El análisis realizado mediante esta herramienta está basado en unas reglas de selección generalizadas que han sido cuidadosamente establecidas por los expertos en lubricación de SKF.

Las mismas reglas de selección se utilizan en la Tabla de selección de grasas para los rodamientos SKF [PDF], en la que los rangos de velocidad, temperatura y carga se utilizan como parámetros principales de funcionamiento para seleccionar una grasa adecuada.

Rangos de temperatura, velocidad y carga para la selección de grasas

Los términos utilizados para especificar los rangos de temperatura, velocidad y carga, para rodamientos lubricados con grasa, se definen en la tabla 1, tabla 2 y tabla 3.

Consistencia, NGSI

La consistencia es una medida de la rigidez de la grasa. La clasificación de las grasas por su consistencia cumple con la norma ISO 2137 del Instituto Nacional de Grasas Lubricantes (National Lubricating Grease Institute, NLGI). Habitualmente, las grasas con un espesante de jabón metálico y una clase de consistencia 1, 2 o 3 (de blanda a rígida) en la escala NLGI se utilizan para los rodamientos. Las grasas que se utilizan más comúnmente tienen una consistencia de clase 2.

Estabilidad mecánica

Durante el giro del rodamiento, la grasa se ve sometida a trabajo mecánico, lo que puede dar lugar a un cambio en la consistencia. A esta propiedad se la conoce como estabilidad mecánica de la grasa y se mide en pruebas estandarizadas, ASTM D217 y/o ASTM D1831. Las grasas que se ablandan pueden escapar de la cavidad del rodamiento. Las grasas que se endurecen pueden restringir el giro del rodamiento o limitar la separación de aceite. La estabilidad mecánica no debería sufrir cambios drásticos si el funcionamiento tiene lugar dentro de su rango de temperatura específico. 

Protección contra la corrosión

En aplicaciones en la que exista agua o condensación, son muy importantes las propiedades anticorrosivas de la grasa. La capacidad anticorrosiva está determinada por las propiedades del aditivo antioxidante y/o del tipo de espesante. El rendimiento se mide mediante la prueba EMCOR, ISO 11007. Para aplicaciones en las que exista agua o condensación, el resultado debe ser 0-0.

Las especificaciones técnicas más importantes para las grasas SKF se encuentran en Especificaciones técnicas para las grasas SKF [PDF].

El concepto del semáforo de SKF para el rendimiento de las grasas según la temperatura
El rango de temperaturas al que se puede usar una grasa depende, principalmente, del tipo de aceite base, del espesante y de los aditivos. Los límites de temperatura correspondientes se ilustran esquemáticamente en el diagrama 1 en forma de semáforo doble, con más detalles en el diagrama 2.
  • El límite inferior de temperatura (low temperature limit, LTL) está determinado por la prueba de par de fricción a baja temperatura según ASTM D1478 o IP 186. El LTL está determinado por la temperatura a la que el par de arranque es igual a 1 000 Nmm y el par de funcionamiento es de 100 Nmm.

  • El límite superior de temperatura (high temperature limit, HTL) es la temperatura a la que la grasa pierde su consistencia y se fluidifica. Se determina mediante el punto de goteo (ISO 2176).
Los límites inferior y superior de temperatura para un funcionamiento confiable, indicados en la zona verde del diagrama 1, son:
  • límite inferior de temperatura para un rendimiento eficaz (low temperature performance limit, LTPL), definido como la temperatura a la que la grasa deja de mostrar suficiente separación de aceite según la medición en DIN 51817, y es válido para los rodamientos de rodillos
    Los diagramas del semáforo muestran los valores de LTPL. Por norma, para los rodamientos de bolas, es 20 °C (70 °F) inferior que para los rodamientos de rodillos. 

  • límite superior de temperatura para un rendimiento eficaz (high temperature performance limit, HTPL), determinado mediante la prueba R0F de vida útil de la grasa SKF
Dentro de estos dos límites, las grasas cumplen su función de manera confiable y el intervalo de relubricación o la vida útil de la grasa son previsibles. Puesto que no existe una definición estandarizada a nivel internacional para los límites de temperatura para un rendimiento eficaz, se debe tener precaución a la hora de interpretar los datos de proveedores de grasas que no sean SKF.

A temperaturas por encima del límite superior de temperatura para un rendimiento eficaz (HTPL), la grasa se degrada con mayor rapidez. Por lo tanto, las temperaturas de la zona ámbar, entre el límite superior de temperatura para un rendimiento eficaz (HTPL) y el límite superior de temperatura (HTL), solo deben tener lugar durante períodos muy breves.

También hay una zona ámbar para temperaturas bajas, entre el límite inferior de temperatura (LTL) y el límite inferior de temperatura para un rendimiento eficaz (LTPL). En esta zona, las temperaturas son demasiado bajas para ofrecer suficiente separación de aceite. El ancho de la zona ámbar depende del tipo de grasa y el tipo de rodamiento. Se pueden producir daños graves cuando los rodamientos funcionan de forma continua por debajo del LTPL. Por lo general, no se producen daños cuando los períodos en esta zona son cortos, p. ej., durante el arranque en frío, ya que el calor originado por la fricción llevará la temperatura del rodamiento a la zona verde.

Factores y consideraciones adicionales a la hora de seleccionar una grasa

Verifique la condición de lubricación; considere utilizar aditivos EP/AW

La condición de lubricación, k, se evalúa mediante el uso de la viscosidad del aceite base como se describe en Condición de lubricación: la relación de viscosidad, κ. En el dominio de condiciones de lubricación definido por κ inferior a 1, se recomienda utilizar aditivos EP/AW.

Los aditivos EP/AW del tipo azufre/fósforo, que son los que más se utilizan actualmente, también pueden tener un efecto negativo en la vida a fatiga de los rodamientos. Esto se debe a que, en presencia de humedad, algo que nunca puede evitarse totalmente, se producen ácidos de azufre y fósforo que inducen un proceso químico más agresivo en el contacto de rodadura. Este efecto aumenta con la temperatura y, para temperaturas superiores a 80 °C (175 °F), solo se debe utilizar un lubricante con aditivos EP/AW luego de una evaluación minuciosa. Las grasas SKF se han sometido a pruebas y pueden utilizarse por encima de los 80 °C (175 °F) hasta alcanzar el HTPL.

Velocidades muy bajas

Los rodamientos que funcionan a velocidades bajas y están sometidos a cargas elevadas deben lubricarse con grasas que contengan aceite base de alta viscosidad y aditivos para presión extrema (extreme pressure, EP). Los aditivos sólidos, como el grafito o el bisulfuro de molibdeno (MoS2), deben considerarse para un factor de velocidad ndm < 20 000 mm/min. La grasa SKF LGEV2 se utiliza de manera satisfactoria hasta ndm = 80 000.

Rodamientos con cargas elevadas y muy elevadas

Para los rodamientos que están sometidos a una relación de carga C/P < 4, el intervalo de relubricación calculado puede reducirse hasta el punto en que se recomienda utilizar la relubricación continua o lubricación con aceite.

Miscibilidad con otras grasas

Si es necesario cambiar de un tipo de grasa a otro, hay que tener en cuenta la miscibilidad de las grasas y su capacidad para mezclarse sin efectos adversos (tabla 4 y tabla 5). Si se mezclan grasas incompatibles, la consistencia que se obtiene de la mezcla de grasas puede cambiar de manera muy drástica, lo que puede causar daños en el rodamiento debido a fugas graves. Tenga en cuenta que las grasas con espesante de PTFE son incompatibles con otros tipos de grasas.

Miscibilidad con aceites conservantes

Los aceites conservantes con los que se tratan los rodamientos SKF son compatibles con la mayoría de las grasas lubricantes, a excepción de grasas de poliurea y grasas a base de aceite sintético fluorado que utilizan un espesante de PTFE, por ejemplo, la grasa SKF LGET 2. En el caso de las grasas con espesante de PTFE, se debe retirar el conservante del rodamiento antes de aplicar la grasa. Como disolvente, se recomienda utilizar aguarrás. Asegúrese de que todos los restos de disolvente se hayan evaporado y, a continuación, aplique inmediatamente la grasa.

Evaluación de la idoneidad de grasas de marcas diferentes de SKF

Las grasas de proveedores distintos de SKF deben estar aprobadas por el proveedor. Utilice el diagrama 3 para evaluar el rendimiento según la temperatura y la vida útil prevista de la grasa. Cuando corresponda, tenga en cuenta las consideraciones especificadas para las grasas SKF.

Sistemas de lubricación

Se puede lograr la lubricación continua por medio de lubricadores automáticos en un solo punto o en múltiples puntos, p. ej., SYSTEM 24 o SYSTEM MultiPoint de SKF.
Los sistemas de lubricación centralizada, como SKF Monoflex, SKF ProFlex, SKF Duoflex, SKF Multiflex (tabla 6) y Lincoln Centro Matic, Quicklub y Dual Line pueden suministrar la grasa en diversas cantidades de manera confiable.
Para obtener más información sobre los sistemas de lubricación SKF, consulte → Soluciones de lubricación.
SKF logo