Selección del tamaño del rodamiento utilizando la capacidad de carga estática

El tamaño del rodamiento se deberá seleccionar según las capacidades de carga estática C0 en lugar de la vida útil del rodamiento cuando se produzca alguna de las siguientes condiciones:
  • El rodamiento está estacionario y está sometido a cargas continuas o intermitentes (de choque).
  • El rodamiento efectúa lentos movimientos de oscilación o alineación bajo carga.
  • El rodamiento gira bajo carga a velocidades muy bajas (n<10 rpm) y solo se requiere que tenga una vida útil corta. En otras palabras, en este caso, la ecuación de vida para una determinada carga equivalente P ocasionaría una capacidad de carga dinámica básica C requerida tan baja que el rodamiento seleccionado, según la fórmula de vida, estaría seriamente sometido a una sobrecarga durante el servicio.
  • El rodamiento gira y tiene que soportar elevadas cargas de choque, además de las cargas de funcionamiento normales.
En todos estos casos, la capacidad de carga permisible para el rodamiento es la carga máxima que el rodamiento puede soportar sin que se produzca una deformación permanente de los elementos rodantes ni de los caminos de rodadura. Habitualmente, la deformación permanente se ocasiona debido a lo siguiente:
  • cargas elevadas que actúan sobre el rodamiento mientras se encuentra inmóvil u realiza movimientos lentos de oscilación;
  • cargas de choque elevadas que actúan sobre el rodamiento mientras está girando.
Conforme a las condiciones de funcionamiento y carga, pueden producirse daños tales como superficies aplanadas en los elementos rodantes o identaciones en los caminos de rodadura. Estas identaciones pueden distribuirse irregularmente por el camino de rodadura o, incluso, de manera uniforme en posiciones que corresponden a la separación de los elementos rodantes.
Las deformaciones permanentes, generalmente, incrementan los niveles de vibración o ruido, y aumentan la fricción. También es posible que aumente el juego interno o que se produzcan cambios en el ajuste.
Estos cambios perjudicarán en mayor o menor medida el rendimiento del rodamiento dependiendo de las exigencias de cada aplicación particular. Por tanto, es necesario garantizar que no se produzcan deformaciones permanentes o que estas sean muy pequeñas y, para conseguirlo, se deberá seleccionar un rodamiento que tenga una capacidad de carga estática lo suficientemente elevada para satisfacer uno de los siguientes requisitos:
  • alta fiabilidad
  • funcionamiento silencioso, como en motores eléctricos
  • funcionamiento sin vibraciones, como en máquinas herramientas;
  • momento de fricción constante del rodamiento, como en dispositivos de medición y equipos de pruebas
  • baja fricción de arranque bajo carga, como en grúas.
SKF logo