Retención de aceite

Los aceites lubricantes, especialmente los aceites de viscosidad relativamente baja, son mucho más difíciles de retener que las grasas. Por lo tanto, se recomiendan los sellos radiales de eje cargados mediante muelle HMS5 o CRW1 (fig. 1 y fig. 2) con el fin de conseguir la carga radial y la resistencia contra la variación dinámica y la desalineación entre el eje y el agujero que se necesitan para garantizar la eficacia de sellado.
Los sellos HMS5 estándares tienen un labio recto, mientras que los sellos CRW1 están diseñados con labios SKF WAVE que garantizan una capacidad de bombeo mejorada, independientemente del sentido de giro del eje (fig. 3). Otro modo de aumentar la capacidad de bombeo de un sello consiste en incorporar un patrón helicoidal (es decir, características hidrodinámicas) al diseño del labio de sello.
El diámetro exterior de caucho, como el que se puede encontrar en los sellos HMS5, ayuda a compensar las pequeñas imperfecciones en la superficie del agujero del soporte y, por lo tanto, está recomendado cuando la superficie del agujero del soporte requerida tiene características cuestionables.
En el caso de condiciones de funcionamiento muy exigentes en las que las velocidades periféricas son relativamente bajas, se pueden utilizar sellos con cara metálica, como los sellos HDDF (fig. 4), para retener tanto el aceite como la grasa.
Los anillos en V (fig. 5) también se pueden utilizar para retener aceite, siempre que estén instalados en el lado del aceite y apoyados axialmente en el eje.
SKF logo