Diseño de los componentes asociados

Requisitos del eje

Para lograr un sellado confiable y prolongar la vida de servicio lo suficiente, la superficie de contacto del sello debe tener una dureza de, al menos, 55 HRC o 600 HV. La rugosidad de la superficie de contacto en el eje de las aplicaciones giratorias debe estar entre Ra de 0,2 y 0,8 µm, si se van a utilizar las velocidades periféricas máximas admisibles. Para aplicaciones lineales, la rugosidad máxima admisible de la superficie de contacto es Ra 0,3 µm.
El diámetro del eje en la superficie de contacto se debe mecanizar con clases de tolerancia comprendidas entre g7 y k7. El extremo del eje debe tener un chaflán de entrada de 15 a 30° para evitar daños en los labios del sello durante el montaje. Las dimensiones mínimas adecuadas para los chaflanes de entrada (fig. 1) son las siguientes:
  • h1 = 0,3 mm para sellos con un diámetro exterior d2 ≤ 30 mm
  • h1 = 0,5 mm para sellos con un diámetro exterior d2 > 30 mm.

Requisitos del soporte

Las clases de tolerancia del agujero del soporte habitualmente recomendadas para los rodamientos de agujas ofrecen un ajuste de interferencia suficiente para los sellos.
En general, estos sellos se pueden ensamblar en agujeros de soportes mecanizados con una clase de tolerancia comprendida entre G7 y R7.
No es necesaria ninguna fijación axial adicional del sello.
Para simplificar el montaje, el agujero del soporte debe tener un chaflán de entrada de 15 a 30. Las dimensiones mínimas adecuadas para los chaflanes de entrada (fig. 2) son las siguientes:
  • h = 0,3 mm para sellos con un diámetro exterior d2 ≤ 30 mm
  • h = 0,01 d2 mm para sellos con un diámetro exterior d2 > 30 mm.
SKF logo